Lunes 27 de Marzo del 2017




 




PARSON RUSSELL TERRIER


Estándar FCI n 339/21.01.2004/E


ORIGEN: Gran Bretaña

FECHA DE PUBLICACIÓN DEL ESTÁNDAR ORIGINAL VÁLIDO: 29.10.2003

UTILIZACIÓN: Terrier de utilidad, tenaz y rústico, especialmente cualificado para el trabajo bajo tierra.

CLASIFICACIÓN FCI:  Grupo 3, Terriers
                                Sección 1, Terriers de talla grande y media
                                Con Prueba de trabajo

BREVE RESUMEN HISTÓRICO: El promotor de esta raza, John (Jack) Russell, nació en 1795 en Dartmouth en Devon. Siendo pastor, sirvió durante la mayor parte de su vida en la parroquia de Swimbridge, Devon. Caballero emérito y gran cazador, apasionado en la cría y selección de terriers, fue, en 1873, uno de los miembros fundadores del Kennel Club. Murió en 1883, en la edad avanzada de 87 años. Fue durante sus estudios en Oxford cuando ya compró su primer terrier, una perra blanca de pelo duro con marcos en la cabeza, cuyo aspecto correspondía ya de una manera apreciable al estándar actual. El Jack Russell procede de numerosos cruzamientos con otras diversas razas de terriers de utilidad, razas unicolores y multicolores. El principio buscado era siempre mejorar la aptitud para la caza, la creación de una raza dotada de un exterior homogéneo era un aspecto accesorio. Conforme a esta tradición, cruzamientos con otras razas de terriers han sido perpetrados hasta los últimos tiempos. También han intentado cruzar el Jack Russell con otras razas caninas, pero los descendientes no correspondían al tipo ancestral del Jack Russell, estos ensayos engañosos han sido abandonados. Después del final de la última guerra mundial, esta raza gozaba de una gran popularidad en el continente europeo, sobre todo en los medios de caza y de caballería.
El Kennel Club inglés lo reconoció el 22 de enero de 1990 y ha publicado un estándar interino oficial bajo el nombre de Parson Jack Russell Terrier . La FCI, a su criterio, ha aceptado esta raza a título provisional el 2 de julio de 1990. El nombre actual de Parson Jack Russell Terrier ha sido dado por el Kennel Club británico. La raza ha sido reconocida a título definitivo el 4 de junio de 2001.

APARIENCIA GENERAL: Apto para el trabajo, activo, ágil, construido para la velocidad y la resistencia. Da la impresión de balanceado y flexibilidad en su conjunto. Las cicatrices honorables son admisibles.

PROPORCIONES IMPORTANTES: Bien proporcionado, de la cruz al nacimiento de la cola tiene una longitud igual a la altura del suelo a la cruz (= perro más largo que alto). La distancia de la trufa al stop es ligeramente más corta que la del stop al occipucio.

TEMPERAMENTO / COMPORTAMIENTO: Esencialmente un terrier de trabajo que sus aptitudes y conformación están destinadas para la caza en madriguera y para seguir a los perros de rastro. Audaz y amigable.

CABEZA

  • REGIÓN CRANEAL
    • Cráneo: Cráneo plano, de una anchura media, estrechándose gradualmente hacia los ojos.
    • Depresión fronto-nasal (stop): Poco marcada.
  • REGIÓN FACIAL
    • Trufa: Negra.
    • Mandíbulas / Dientes: Mandíbulas poderosas y bien musculosas. Articulación perfecta, regular y completa en tijera, es decir que los incisivos superiores recubren a los inferiores en un contacto estrecho y están implantados en escuadra en relación a las mandíbulas.
    • Ojos: Almendrados, bien hundidos en las órbitas, de color oscuro, de una expresión llena de vivacidad.
    • Orejas: Pequeñas, en forma de «V», cayendo hacia adelante, llevadas junto a la cabeza; la punta de la oreja debe alcanzar al ángulo del ojo. El pliegue no debe sobrepasar la cima del cráneo. El pabellón debe ser de grosor moderado.

CUELLO: Limpio en su línea, musculoso, de buena longitud, se va ensanchando progresivamente hacia las espaldas.

CUERPO: Bien equilibrado. El largo del cuerpo es algo mayor que la altura de la cruz hasta el suelo.

  • Dorso: Bien equilibrado. El largo del cuerpo es algo mayor que la altura de la cruz hasta el suelo.
  • Región renal: Ligeramente abombada.
  • Pecho: Moderadamente descendido, no más allá del codo; cogido por detrás de las espaldas, dos manos de tamaño medio deben poder abarcarlo. Las costillas no son demasiado arqueadas.

COLA: Habitualmente amputada.

  • Amputada : Largo complementando el cuerpo pero manteniendo un buen agarre. Fuerte, recta, de inserción moderadamente alta, de porte bien alto en el movimiento.
  • Sin amputar: De largo moderado y tan recta como sea posible, dando un buen balance general al perro, gruesa en la base afinándose hacia la punta. De inserción moderadamente alta, de porte bien alto en el movimiento.

EXTREMIDADES

  • MIEMBROS ANTERIORES: Los anteriores son fuertes y deben estar en aplomo. Las articulaciones no estarán giradas ni hacia dentro ni hacia fuera.

    • Espaldas: LLargas y oblicuas, bien inclinadas hacia atrás, muy libres en la cruz.
    • Codos: Bien pegados al cuerpo, moviéndose libremente sin ser estorbados por las costillas.
  • MIEMBROS POSTERIORES: Fuertes, musculosos, bien angulados.

    • Rodilla: Bien angulada.
    • Corvejón: En posición baja.
    • Metatarsos: Paralelos, dando mucha propulsión.
  • PIES: Dedos cerrados, almohadillas resistentes. Los pies no están girados ni hacia dentro ni hacia fuera.

MOVIMIENTO: Libre y bien coordinado, las extremidades se llevan rectas tanto delante como detrás.
Los codos se mueven perpendicularmente al cuerpo sin interferir con el movimiento. Las articulaciones femoro-tibio-rotulianas (rodillas) no deben girarse hacia adentro o hacia afuera. Posee un buen poder de propulsión proveniendo de unos miembros posteriores bien angulados.

PIEL: Debe ser espesa y suelta.

PELAJE

  • PELO: Naturalmente áspero, tupido y denso. Sea liso o duro. En el vientre y por debajo del perro es bien peludo.
  • COLOR: Enteramente blanco o blanco predominante con manchas fuego, limón o negras o cualquier combinación de estos colores, preferentemente limitadas a la cabeza y/o al nacimiento de la cola.

TAMAÑO

  • Altura a la cruz:
    • Ideal en machos: 36 cm (14 pulgadas).
    • Ideal en hembras: 33 cm (13 pulgadas).
    Se aceptan 2 cm por encima o por debajo de la altura ideal.

FALTAS: Cualquier desviación de los criterios antes mencionados se considera como falta y la gravedad de ésta se considera al grado de la desviación al estándar y de sus consecuencias sobre la salud y el bienestar del perro.

Cualquier perro mostrando claras señales de anormalidades físicas o de comportamiento debe ser descalificado.

N.B.: Los machos deben tener dos testículos de apariencia normal, completamente descendidos en el escroto.

Este estándar enmendado será vigente a partir de abril 2004.










 
© Club Español de Terriers · Apartado de Correos nº 28 · 08940 Cornellà de Llobregat (Barcelona) · Tel. 645 027 101 · informacion@clubterrier.es